La guerra contra el terror, también conocida como guerra global contra el terrorismo, se refiere a una campaña militar internacional que empezó después de los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001 en los Estados Unidos. Los Estados Unidos encabezaron una coalición de países (miembros y no miembros de la OTAN) en una campaña que perseguía destruir a Al-Qaeda y a otras organizaciones extremistas afines.